III Carrera Ávila Solidaria

1 Reply

Uncategorized

Parejosealfonso avilace difícil que después de participar en muchas carreras populares a lo largo del tiempo alguna te pueda llegar a sorprender tan gratamente.

Lo normal en el arco de salida de las carreras en el centro de las ciudades es muy buen ambiente, corredores calentando, mucha gente haciendo fotos y música machacona.

Ávila sin embargo era una fiesta.

La carrera Ávila Solidaria que patrocina la correduría de seguros Moisés Martín, además de ser una prueba popular de 5 y 10 kms. perfectamente organizada, incluye un concurso fotográfico que dejó sembrado de instantáneas la prueba, además de un concurso de cinco bandas de rock que amenizaron el paso de los 900 atletas que nos dimos cita sobre las calles de Ávila no para ganar, sino para demostrar que en esta sociedad no se puede correr sólo.

Todos ellos, quisieron correr al lado, en este caso, de Adema, la Asociación de Esclerosis Múltiple de Ávila, a cuyo beneficio se celebró la III edición de una carrera que nos sorprendió gratamente a pesar de su dureza.

El desnivel de la ciudad y el empedrado de la mayoría de sus calles fueron minando las fuerzas de los corredores que animados por las bandas de rock y el bonito paisaje abulense llegaron a meta sorprendidos del recibimiento de la organización  -¿una cervecita?  – ¡que sean dos! (dijo Alfonso)-

Un rato antes habíamos firmado hacer cinco kilómetros nada más él y rodar suavemente a cinco min./ km. yo.

Ambos mentíamos, me despedí de Alfonso en el cinco y resultó que acabó sobradamente los 10.

Y yo tuve la impresión de que a pesar de parar el crono para no picarme, acabé contagiado del ritmo del grupo y conseguí llegar a meta sin mirar el tiempo, que sabía que no era para enmarcar y con la sensación de haber disfrutado como un niño de la fiesta.

Repetiremos seguro.

 

1 comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *