Daily Archives: 21/02/2017

Maratón de Sevilla 2017- One more time.

?

Una de las cuestiones mas difíciles de la vida es decidir si alejarte definitivamente o intentarlo una vez más.

Si hubo duda alguna, esta quedó resuelta a escasos minutos de plantearse.

Aún con las piernas doloridas de la edición de 2016, me inscribía de nuevo en la aventura de los 42,195 kms. con la disculpa peregrina de no abandonar al desamparo a nuestro amigo Mariano (3:51) por las peligrosas tierras andaluzas.

Pocos respondieron al órdago que me tiré de farol. Cierto es que aún no se había repartido la mano y ya estaba pasando la seña de “mus”, pero a este lance solo aguantó Jorge Juan (3:41).

?

Mas adelante se nos unieron a la partida José Luis Arroyo, que se quedó sin amarracos (por lesión) para la partida final, Cristina Barriga una croupier fondista que manejaba los naipes con soltura (3:22), y Jesús Ángel Aparicio, un invitado a la mesa que camuflado bajo una piel de cordero, llevaba una mano demoledora (3:15).

Una vez liberados del castigo en forma de escarpes que nos impuso al cuerpo el bueno de Boni, comenzamos el otoño de 2016 entrenando anárquicamente para intentar atacar la barrera del 3:30 en el maratón de Sevilla 17.

Planes de entreno tuneados a capricho, tiradas largas de ritmos gomosos, acelerones sin mesura en competiciones sin regla y de repente… llega el día del test de los “seismiles” y mira por donde este año lo clavamos. Pues ¡¡ vámonos pal sur !!

Por el camino nos encontramos con Jose Luis y Sonsoles para hacer el recorrido mas ameno y sin embargo se me hacen eternos los 43 kms que marca el cartel que nos separan de la línea verde que conduce a la gloria.

IMG-20170217-WA0014 Este año toca pernoctar en Triana.

Su plomizo e intenso aroma a incienso me recuerda a la semana santa y se lo achaco a la continuada y desmesurada ingesta de agua durante la última semana, que me impide pensar con cordura. Necesito una cerveza, pero ya.

El consabido tour de gastronomia itálica no deparaba sorpresas, pasta-pollo-arroz-pizza y mas pasta. Agua y mas agua.

-Oye… ¿Qué tiempo dan para el domingo? – Agua.

El viernes por la tarde decidimos obedecer el anárquico plan de entrenamiento y hacemos 9 kms a buen ritmo y nos vamos a cenar por el centro mientras llegan Cris y Jorge. Total 21 kms y ya la hemos liado. Este año que no iba yo a decir aquello de “¡¡ Qué malito estoy…!!” mira por donde …20170218_114258

Como Anabel no confiaba en el metro para ir a recoger el dorsal, les di a todos un pequeño rodeo kilométrico para ir en cercanías. Ironías del destino. Total 13 kms mas “pal” cuerpo.

Este año también me quejé, doy fé, pero con razón. El sábado tenía las piernas peor que hoy. Sin embargo no me arrepiento de nada. Mas de uno me avisó de que hay cosas que a uno no le convienen. Estas cosas que haceis no son normales, apuntó. Pero una vez intenté ser normal y no me fue bien, desde entonces ignoro las piernas y me muevo con el corazón. Me va mejor.

?

Hay pocos problemas que no arreglen una cama. En mi caso fue un sueño reparador y las tres cervezas que recomendaba el coronel Satur la noche antes del maratón. Único consejo sensato que he escuchado acerca de esta carrera.

Este año nos colocamos muy bien en el cajón de 3:30 y antes de tirar el poncho ya le habiamos dado un empujoncito a Cris que levantó el vuelo con la soltura (y el peso) de un colibrí.

Al paso por la linea de salida Jorge y yo solo llevabamos perdido 2 min escasos del tiempo real, pero nos costó un km entero poner el control de crucero a cinco min/km, debido a la aglomeración en Triana.

Jorge decidió ir a dos pises y dos geles. Mi estrategia de carrera fue un pis y cuatro geles, con neumaticos mixtos porque no me creia del todo lo de la lluvia. Acerté.

La música que tenía reservada para afrontar los momentos duros de carrera no atenuaba la voz de Jorge apuntando la desviación de la línea verde. Aun así sumamos cuatrocientos metros de más y un dolor de cabeza del carajo.IMG-20170219-WA0027

Arroyo y Anabel nos alentaban en la torre del oro, mientras Elena y Mayte hacian lo propio en el puente de la barqueta y en la Macarena.  Falta nos iba a hacer. Faltaban 35 kms.

En el mítico km donde se paga todo, Jorge empezó a bailar y el me decía que eran técnicas de carrera. A mi me parecía que iba cojo.

Como no nos pusimos de acuerdo en el baile, mi pareja me mandó a tomar viento, que verdaderamente lo hacía, y como yo llevaba alas en forma de homenaje a mi malogrado amigo Manuel, volé.

Quizá la culpa fue mía por contarle a Silvia de Kaslam lo que había ocurrido y que me gustaría dedicarle la carrera a Manuel. Tampoco debería haberle recomendado a mi amiga Belén que nos siguiera a su Manolo y a mi a traves de “Runloc” en esta aventura.

IMG-20170219-WA0003Lo cierto es que el sábado tenía una presión extra, en forma de centenar de mesajes de amigos protestando porque la App decía “este corredor aún no ha salido”. Me iban a estar observando, y no podía fallar.

Así fue. Los doce kms que debía recorrer sin la compañía de Jorge, fui mas arropado que nunca. Sabía que mas adelante iba a escribir estas lineas llenas de felicidad a la vez que ayudaba a borrar, aunque solo fuera por un día la tristeza de la pérdida.

Aunque la vida a veces es injusta con nosotros, decidí no ser injusto con la vida y aprovechar la ocasión de vivir llevando conmigo a la gente que quiero.

Hasta siempre amigo, siempre vivirás en mi recuerdo y siempre recordaré este maratón.


?IMG-20170220-WA0039


IMG-20170219-WA0021

IMG-20170219-WA0010IMG-20170219-WA0005

IMG-20170219-WA0014 IMG-20170219-WA0028 IMG-20170219-WA0031  IMG-20170219-WA0038

?

?

?

?

?

Published by: